LECHE DE ALMENDRAS CASERA

Las bebidas vegetales están de moda y pueden ser una buena alternativa a la leche de vaca. Pero, como en casi todo el panorama actual de la nutrición, “no es oro todo lo que reluce” y hay que andarse con mil ojos para asegurarnos de que estamos eligiendo productos realmente saludables. La mayoría de la oferta de bebidas vegetales del mercado son en realidad prácticamente agua, en muchos casos con muchísima azúcar, poco nutritivas, y con una buena cantidad de aditivos nada recomendables.

Hacer bebidas vegetales en casa es mucho más sencillo de lo que parece. Sólo vas a necesitar agua y el “vegetal” del que quieras hacerla, que puede ser un fruto seco (almendra, avellana, pipas de calabaza), cereal (avena, arroz) o alguna semilla (cáñamo, sésamo). En algunos casos, necesitarás una bolsa de tela fina para filtrarla (la puedes buscar fácilmente como bolsa para hacer leches vegetales), aunque esto no va a ser siempre necesario. Y puedes darle el toque que quieras: vainilla, canela, dátil, etc.

Las ventajas de hacerla en casa son muchas: son fáciles de hacer, más saludables, más adaptables a tus propios gustos, e infinitamente más ricas que las compradas.

Si nunca la has hecho, te aseguro que te va a encantar la experiencia. Mi favorita es la de almendras, pero puedes probar con cualquier otro fruto seco, como avellanas, anacardos o pipas de calabaza, ya que todos tienen un proceso muy similar. ¡Incluso puedes atreverte a mezclar varios frutos secos en una misma receta! ¡Hay muchas combinaciones posibles!

¿Qué necesitas para hacer bebidas vegetales de frutos secos en casa?

  • Una batidora potente
  • Una bolsa de tela para hacer bebidas vegetales (como ésta)
  • Una botella de cristal con cierre para guardarla en la nevera

Activación de los frutos secos

Al igual que ocurre con las legumbres, algunos frutos secos mejoran su perfil nutricional y se vuelven más “digeribles” al sumergirse en agua durante un tiempo. Este proceso, llamado “activación”, busca disminuir la cantidad de ciertos compuestos presentes de forma natural en los mismos, como los fitatos, los cuales disminuyen la biodisponibilidad de algunos nutrientes muy importantes para nosotros. Al activar los frutos secos, esos anti-nutrientes se quedan en el agua de remojo, lo que mejora nuestra capacidad para absorber los nutrientes de esos alimentos. La activación de frutos secos no es siempre necesaria, pero puede ser interesante si se consumen en grandes cantidades, así como en personas con algún trastorno digestivo.

Por eso en muchas recetas de bebidas vegetales verás que se incluye una fase previa en la que se ponen en remojo los frutos secos. Esto, además, ablanda los frutos secos, lo que le hace también el trabajo más fácil a tu batidora.

Te dejo a continuación esta receta de “leche” de almendras para que te sirva de base, pero si quisieras probar con otros frutos secos, como avellanas o nueces, los pasos serían muy parecidos.

Cuando la hagas, déjame tu experiencia en comentarios, ¡y cuéntame cuál es tu favorita!


Contenidos

LECHE DE ALMENDRAS CASERA

Imprimir Receta
Raciones 10
Calorías 83.5

Ingredientes

  • 150 gramos almendras crudas sin sal (1 taza)
  • 900 ml agua (unas 4 tazas)
  • 1 cdita extracto de vainilla
  • 1 pizca sal

Elaboración paso a paso

  • Pon las almendras toda la noche a remojar en un bol con agua.
  • A la mañana siguiente, cuela y lava las almendras.
  • Introduce las almendras coladas en una batidora potente y mézclalas junto con los demás ingredientes.
  • Utiliza una bolsa de tela fina para filtrar la bebida resultante, exprimiendo todo lo que puedas para extraer todo el líquido posible.
  • Ya tienes tu bebida de almendras casera! Guárdala en una botella en la nevera; dura unos 4-5 días. Agítala bien antes de consumirla.

Notas

  • Esta es la proporción agua-almendras que más me gusta, pero puedes adaptar la receta a tu gusto: si la prefieres más cremosa puedes probar con menos agua, o bien añadir más agua si te gusta una consistencia más ligera.
  • La pulpa que queda una vez colada tu bebida está llena de fibra y de nutrientes buenos para ti. ¡No la tires! Sécala bien, guárdala en la nevera en un bote cerrado y añádela a tus batidos, yogurt, granola o repostería saludable. En la nevera, la pulpa se conserva bien hasta una semana, pero también puedes congelarla y sacarla más adelante conforme la vayas necesitando.
  • ¿Te interesa hacer leches vegetales, pero te da pereza la parte del filtrado y no sabes qué hacer con la pulpa? ¡Te tengo una buena noticia! Algunas bebidas vegetales, como las de anacardos, pipas de calabaza o semillas de cáñamo no necesitan filtrarse, lo que facilita mucho el proceso y lo hace residuo-cero. ¡Ahora sí que no tienes excusa para probar esta delicia!

Nutrition

Valores nutricionales
LECHE DE ALMENDRAS CASERA
Serving Size
 
100 g
Amount per Serving
Calorías
83.5
% Daily Value*
Grasa
 
7.1
g
11
%
Carbohidratos
 
3.1
g
1
%
Proteina
 
3
g
6
%
Calcio
 
41
mg
4
%
* Percent Daily Values are based on a 2000 calorie diet.

Si no te ves con mucho tiempo o ganas de hacerte tu propia leches vegetales en casa, en este artículo te cuento las claves para comprar bebidas vegetales en el supermercado.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating




Scroll al inicio
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
¡Hola!
¿En qué puedo ayudarte?